Las zonas de la vivienda

Las zonas de la vivienda

A nivel técnico, podemos pensar en las diferentes zonas de la casa según el uso o distribución de la vivienda. En este caso, el salón, el comedor, la cocina, los dormitorios y los baños serían lo que comúnmente denominamos zonas. Pero cuando estudiamos la vivienda por su energía vital, las zonas tienen una forma más sutil de definirse.

Cuando se estudia la energía de una vivienda, esta se contempla como la cantidad de vida contenida entre sus paredes y es, en este caso, la orientación cardinal de la puerta de entrada y la localización del centro de la vivienda, las que marcan las diversas zonas energéticas.

 

Existen, incluyendo el centro de la vivienda, 9 zonas energéticas diferentes.

 

Cada una de ellas vibra de una forma diferente y cada vibración tiene un reflejo en diversos aspectos de la vida interior del las personas que la habitan.

Las 9 zonas energéticas influyen en aspectos como el orden y la armonía familiar, la capacidad de obtener recursos y saber administrarlos, la autoestima, la calidad de las relaciones, la capacidad de disfrutar la vida, la capacidad de liderazgo o de recibir ayuda, la capacidad de definir el verdadero camino de vida, conectar con la propia sabiduría y la posibilidad de sentir y mostrar tu verdadera esencia.

Conocer cada zona permite diagnosticar cómo está influyendo la distribución y decoración de la vivienda en cada una de las personas que vivís en ella y, de esta forma, poder definir qué colores, materiales y formas potencian o equilibran aquellos aspectos de la vida que más requieran de atención.

Para identificar las zonas energéticas de tu vivienda sólo necesitas el plano y la orientación de la puerta de entrada. Si te apetece experimentar lo que se vive al mantener todas las zonas bien equilibradas, puedes enviarme tus datos por correo. Estaré encantado de poder formar parte de tu armonía.